Consejos y procesos para el lacado de madera

Una de las modas actuales en la decoración son los muebles lacados. Es una técnica indicada especialmente para elementos de madera, permite un acabado liso, resistente y brillante aportando un toque distinto.

Vamos a explicar paso a paso para que lo puedas hacer tú mismo, y que tus muebles, elementos o puertas luzcan este ‘look’ más llamativo, como si lo hubiera hecho un profesional.

En este proceso se utiliza pintura para revestir los materiales, que destaca por un mayor brillo en la superficie.

Vamos a por los pasos

Sigue los pasos con atención y dedícale un tiempo hacerlo sin prisas, con delicadeza y sorprendente con el resultado.

  • En primer lugar, antes de empezar con todo el proceso de pintura,  tapa todo lo que no quieras que se manche. Ten en cuenta todo el espacio; suelo, paredes etc. Para hacerlo de una forma rápida, utiliza rollo de plástico para proteger. Te recomendamos con la cinta adhesiva incorporada ya que te facilita el trabajo. En daevi puedes encontrar el quick film mask, esta tarea de enmascarado se te hará nada engorrosa.
  • Escoge un espacio de trabajo que no haya corrientes ni polvo, ya que éste tiende a pegarse en la laca de la madera.
  • Quitaremos del mueble todo aquello que nos pueda molestar como manijas, pomos etc. y que no deben ser pintados.
  • Colocar cinta de carrocero (cinta de pintor) en los lugares que no hayamos podido quitar en el paso anterior o que no deben ser pintados o manchados. En el caso que tenga algún orificio el mueble, debe ser rellenado para garantizar una superficie lisa.
  • El siguiente paso es el de lijar, atento con las diferentes opciones: 

Si lo vas a aplicar el lacado sobre una superficie que ya tiene un barniz o una pintura en buenas condiciones, no hace falta decaparlo, simplemente lijarlo. Con una lija suavemente y limpia el polvo posteriormente.

En caso de que el acabado esté mal, hay que decaparlo o lijarlo para asegurar la imprimación. Si tuvieras que decapar, aplica el decapante siguiendo las instrucciones del envase del tiempo a aplicar y retíralo con una espátula.

Se puede hacer a mano o utilizando una lijadora. Bien sea por el tamaño o por la rapidez, aunque el resultado siempre es mucho mejor si la utilizas. Puedes dejar la lija de mano para las zonas donde una lijadora no llega. En este paso no debes olvidar ponerte una mascarilla para no aspirar el polvo.

Para terminar con esta labor, siempre la superficie debe de quedar limpia y seca.

  • Seguidamente toca sellar la zona a lacar, darle una capa de selladora para que el resultado del lacado quede de forma uniforme. Posteriormente lija de forma suave y elimina el polvo.

Momento de aplicar la laca en la madera

Para un buen resultado, es recomendable diluir el esmalte (laca) con disolvente o aguarrás mineral (aproximadamente un 10% o véase en las instrucciones del envase). Al aplicarlo debes tener especial cuidado con lugares como los marcos o manijas, debes hacerlo cuidadosamente. Para ello, utiliza una paletina. Asegúrate que es nueva y limpia, en todo caso siempre la puedes utilizar limpiándola con agua caliente, jabón neutro y dejándola secar.

En el resto de la superficie debes aplicar el esmalte del lacado, extendiéndolo con una brocha siempre por el mismo lado a lo largo de la pieza.

Lo ideal es pasarle otra capa, siempre hay que esperar a que esté la superficie bien seca, según lo que recomiende el fabricante del esmalte, pero para evitar cualquier mancha, espérate al menos 24 horas.  

Vuelve a lijar y hazlo de forma circular porque permitirá eliminar los excedentes.

Entonces es cuando tras haberse secado el esmalte volvemos a lacar. Si quieres un resultado espectacular, aplica la segunda capa sin diluir. ¡Deja secar y listo!

¡Ya tienes tu mueble lacado! si le quieres añadir una pintura de color especial solo deberás aplicarla y esperar el proceso que recomienda en el envase del fabricante.

Si sigues estos pasos, te habrá quedado tu pieza como si lo hubiera hecho un profesional.

Añadimos alguna recomendación como es que si puedes, utiliza esmaltes al agua y sin disolvente. Es un producto ecológico, fácil de utilizar, sin olor y el resultado es exactamente el mismo.

Es cierto que el paso de lijar, puede parecer engorroso, pero no te lo saltes para asegurarte una superficie fina.

Puedes utilizar una pistola rociadora, hay de pequeñas y muy manejables.

Te aconsejamos que la zona dónde vayas a trabajar no le dé la luz directa del sol, pero si ventilada.

Protégete con guantes para evitar tocar líquidos como el disolvente o mancharte.

¿Tienes que trasladar el mueble/pieza a algún otro lugar? Protégelo para que tu trabajo no se arruine, para ello, puedes contar con protectores temporales como el Maxpro.

Si te ha gustado el proceso y quieres dedicarte tu tiempo a ello, fija protectores en el suelo como el Maxpro, que permiten una superficie lisa, antideslizante y transpirable. Sin dejar residuos. De esta forma tendrás tu zona de trabajo perfectamente preparada.

Para cualquier consulta no dudes en contactar con nosotros. Detrás de daevionline, hay personas.